El cristal ideal para tus gafas de sol

Estamos inmersos en el verano. Esa estación que tanto gusta por el tiempo libre que nos deja para disfrutar del aire libre y los momentos de ocio. Las vacaciones, excusiones o los simples paseos por un parque son inevitables, cuanto más propicios. No apetece quedarse en casa. La peli y la mantita queda relegada hasta nueva orden.

Estamos inmersos en el verano. Esa estación que tanto gusta por el tiempo libre que nos deja para disfrutar del aire libre y los momentos de ocio. Las vacaciones, excusiones o los simples paseos por un parque son inevitables, cuanto más propicios. No apetece quedarse en casa. La peli y la mantita queda relegada hasta nueva orden.

Si hay un elemento indispensable que no debemos olvidar cuando salgamos de casa son las gafas de sol. Es muy importante cuidar la vista y proteger nuestros ojos de la mejor manera para evitar no solo deslumbrarse, sino posibles lesiones oculares.

Hemos charlado con los expertos de Tictactarea para averiguar cuáles son las tendencias en gafas de sol y por supuesto, cuales son los mejores cristales para cada ocasión. No solo hay que tener en cuenta las líneas que presenten las gafas, la montura es algo estético y debe ser cómoda y práctica, a la par que resistente. Pero el elemento estrella de unas gafas de sol, son los cristales. Ahí debes ser donde pongamos el acento para adquirir un modelo u otro.

Los cristales de las gafas cuentan con varios factores a tener en cuenta: el tipo de filtro que como su palabra indica, filtra la cantidad de luz que pasa a través del cristal; el cristal que cuenta con sus propias peculiaridades; y por último, el color.

¿Cuántos tipos de filtro tienen los cristales?

Dentro de la variedad de formas y tipos de gafa, encontramos que existen diferentes tipos de filtro en los cristales. Cada uno con unas características diferentes y adecuados para cada situación.

Estas categorías se desglosan en:

Categoría 0: este tipo de cristal es el más clarito y absorbe entre el 0 y el 19% de la luz. Están diseñadas y recomendadas para su uso en interiores o en días en los que el cielo este muy cubierto.

Categoría 1: con algo más de color, absorben entre el 20 y el 56% de la luz existente. Suelen ser utilizadas cuando la luz que se refleja es suave.

Categoría 2: tienen una capacidad de absorción de entre el 57 y el 81%. Las más usadas de modo general, sobre todo en condiciones lumínicas de intensidad media. Como esos días en los que hay alguna nubecilla entorpeciendo al sol.

Categoría 3: más opacas, poseen una alta capacidad para absorber la luz, ya que solo pasa a través de ellas del 82 al 92% de la radiación solar. Recomendadas en casos de alta luminosidad, sobre todo cuando el sol está en lo alto.

Categoría 4: la opacidad de este cristal es la mayor ya que ofrecen una capacidad de absorción muy elevada: hasta el 98%. Su uso es casi obligado en condiciones extremas como por ejemplo cuando se realizan deportes acuáticos o esquí.

¿Cuáles son los tipos de cristal existentes?

Cada tipo de cristal tiene una características concretas y según la ocasión es mejor elegir uno en particular. Así encontramos:

Cristales uniformes: el más común en las gafas de sol. Su coloración es uniforme en todo el cristal.

Cristal fotocromático: son aquellos que se oscurecen con la luz y se adaptan tanto a interior como exterior. Los más aconsejables para quienes necesitan llevar gafas todo el tiempo y no quieren andar cambiando de modelo según donde estén.

Cristales espejados: confieren un estilo moderno, pero además, la fina lamina de metal que los cubre, elimina reflejos y resplandores. Eso si, a quien los lleva, al de enfrente le deslumbra fácilmente si la luz se refleja en el. Ideales para hacer deporte al aire libre.

Cristales polarizados: Los más recomendados para conducir puesto que minimiza mucho los deslumbramientos, ayudando a relajar el ojo reduciendo la fatiga visual.

Cristales degradados: cuentan con una parte más oscura que la otra, normalmente la de arriba. Se recomiendan para un uso principalmente en interiores ya que la parte más clara permite la entrada de los rayos uva.

Elige el color que más se adapte a ti

El color del cristal no es tan solo una cuestión de estética. Dependiendo del que elijas, obtendrás una gama cromática u otra al mirar a través de tus lentes.

Las lentes de colores grises o negras transmiten la luz de forma uniforme respetando los colores y protegiendo los ojos de posibles deslumbramientos.

Las que tienen tonalidad marrón filtran las radiaciones azules aumentando el contraste de los colores y la profundidad del campo visual.

Por ultimo, encontramos las verdes, con las que se perciben los colores sin apenas alteración ni reducción de la claridad.

Dentro de estas variedades, en cuanto a tipos, filtros y colores, puedes encontrar infinidad de variantes y adaptarlas totalmente a tu necesidad en caso de que tengas problemas concretos de visión.

 

Comparte este artículo
Facebook
Twitter
LinkedIn
Últimas publicaciones

Mitos vs. realidad sobre el uso de los vapes

Desde que los vapes aparecieron en el mercado con su promesa de ser una alternativa más saludable al cigarrillo que…

Tendencias en Bodas

Vogue anunciaba en uno de sus artículos sobre bodas que en 2022 la cifra récord de los últimos 40 años…

Consejos para elegir proveedores de ropa

Cuando estás valorando la apertura de tu negocio de ropa, adquiere gran importancia el elegir los proveedores que puedan ser…