Redescubre la navidad europea con estas deliciosas propuestas

Si bien es cierto que en algunos países mejor y en otros peor, la realidad es que por norma general en el continente europeo se come bien. Prueba de ello os la vamos a dar en este post en el que os redescubriremos algunos de los países más importantes de Europa a través de su repostería tradicional navideña.

Si bien es cierto que en algunos países mejor y en otros peor, la realidad es que por norma general en el continente europeo se come bien. Prueba de ello os la vamos a dar en este post en el que os redescubriremos algunos de los países más importantes de Europa a través de su repostería tradicional navideña.

Y es que, aunque este post lo podríamos realizar acordándonos solamente de los dulces españoles que no pueden faltar en navidad, hoy le hemos querido dar un toque internacional a nuestro blog y os vamos a proponer manjares de Irlanda, Grecia o Finlandia, entre otros lugares. No obstante, como no podía ser menos, también haremos un guiño a uno de los postres más representativos de nuestro país de la mano de Confitería San Joaquín, quienes, desde la experiencia, nos han dado las claves para comernos un buen roscón de Reyes. Pero, antes de saber esas claves, veamos cuales son los postres navideños típicos de Europa.

  • Plum Pudding (Irlanda). La esencia navideña en Irlanda es el plum pudding. Se trata de un dulce cuya receta trasciende de generación a generación. Se hace principalmente con frutas, cítricos y frutos secos. Su largo periodo de cocinado es todo un ritual. Por ejemplo, se suele dejar secar colgado de un gancho durante semanas para reforzar su sabor. Hay quien le añade alcohol como brandy o incluso cerveza negra.
  • Potica (Eslovenia). Este es el postre navideño por excelencia en la cultura eslovena. Se trata de un bollo enrollado y horneado que se prepara sobre todo para las Pascuas. El más tradicional es el de nueces, conocido como rehova potica; aunque también los hay de avellanas, pasas y otros frutos secos. El resultado te sorprenderá.
  • Joulutorttu (Finlandia). En Finlandia preparan unos pequeños hojaldres con forma de molino de viento conocidos como Joulutorttu. El relleno puede ser de diferentes tipos de fruta, aunque lo tradicional es utilizar mermelada de ciruelas.
  • Melomakarono (Grecia). En este país son muy golosos y no podían prescindir de un buen dulce en navidad como son los melomakaronos. Se trata de pequeñas galletas cubiertas de almíbar de miel, aunque también suelen llevar cáscara de naranja, azúcar, sémola, canela o brandy. Son imprescindibles en estas fechas.
  • Makowiec (Polonia). Típico de Polonia, este bollo enrollado ofrece toda una explosión de sabores en su interior, dado que lleva una crema de semillas de amapolas, pasas, naranja, nueces, almendra, azúcar y zumo de limón entre otros ingredientes.
  • Lussekatter (Bollos de Santa Lucía, Suecia). Tiene forma de S y cuenta con un color amarillo que rápidamente llama la atención. Los Lussekatter son en Suecia toda una tradición culinaria que se prepara para el día de Santa Lucía, el 13 de diciembre. Lo tradicional es que este pan de azafrán lleve en el centro una uva pasa, así como su mejor acompañamiento es un vasito de vino caliente especiado conocido como glögg.
  • Risalamande (Dinamarca). Los daneses esperan a la navidad para sacar uno de sus mejores postres, la Risalamande. Esta delicia es una especie de arroz con leche mezclado con nata montada, vainilla y almendra picada. Además, para acompañar optan por una buena salsa de cereza o frambuesa. Asimismo, hermanando nuestra tradición con la suya, al igual que sucede en el roscón de Reyes, los daneses esconden un regalito en su interior. En este caso es una almendra entera que otorga a quien la encuentra un pequeño regalo.
  • Panettone (Italia). Los romanos fueron los primeros en descubrir lo delicioso que es el Panettone, un dulce navideño que nunca falta en las mesas de los hogares italianos. Ni tampoco en muchos otros del mundo, tal y como sucede en España. Este bollo brioche es cada vez más internacional y compite con polvorones, mazapanes y turrones.
  • Mailänderli (Suiza). Las galletas no pueden faltar en cualquier mesa suiza navideña, siendo las imprescindibles las Mailänderli, hechas con manquetilla y aromatizadas con rayadura de limón. Otras galletas de las más habituales en el país helvético son las Zimtsterne, estrellas de canela.
  • Fritule (Croacia). Cuando llegan las fechas navideñas señaladas, los croatas preparan una especie de buñuelos llamados Fritule. Van rellenos de una masa con pasas y se aromatizan con brandy y cáscara de cítricos.

El roscón de Reyes, uno de los dulces españoles más internacionales

No hace falta que os contemos mucho porque realmente ya sabéis porque decimos que el roscón de Reyes es uno de los dulces españoles más internacionales y es que no hay navidad completa en España sin un buen roscón de Reyes. Este esponjoso bollo decorado con frutas escarchadas es toda una tradición el 6 de enero, aunque ciertamente se suele comer durante todas las fechas navideñas. Elige el relleno que más te guste y rocíalo bien en una buena taza de chocolate caliente. Pero, como siempre, ten cuidado con la sorpresa que lleva en su interior, no vaya a ser que te atragantes.

Comparte este artículo
Facebook
Twitter
LinkedIn
Últimas publicaciones

Cómo conservar el vino en un restaurante

El vino ocupa un lugar primordial en la restauración. Es casi tan importante disponer de una buena carta de vinos…

Tarta de turrón de Jijona

Todos somos conscientes, y quienes no lo sean ya va siendo hora de que se enteren, de que los excesos…

El queso, un producto con un arraigo espectacular en España

Uno de los productos de referencia para la gastronomía de este país es el queso. España no solo es uno…